El sector de la salud parece tener algunas reticencias a abordar el marketing digital y, realmente, es algo comprensible, dadas las limitaciones que imponen las regulaciones de la publicidad.

A pesar de los beneficios del marketing digital y sabiendo que los usuarios pasan horas investigando sobre temas de salud, existen razones para tener respeto a la hora de llevar a cabo una estrategia de marketing online bien trazada. Hay que tener en cuenta que puesto que los profesionales de la salud lidian con la vida y la muerte, los desafíos y responsabilidades que afrontan son inmensos.

La legislación impone diversas restricciones a la presentación de información y promoción de productos y servicios relacionados con la salud. Así los establece el Art. 5 de la Ley General de Publicidad en España y demás normativa del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad.

Si te interesa lanzar tu estrategia de marketing online en Portugal, has de saber que ocurre algo parecido, ya que deberás atender a las regulaciones de la Entidade Reguladora da Saúde. Por ejemplo, el 1 de noviembre de 2015 entró en vigor el Decreto-Ley 238/2015, que establece el régimen jurídico de la publicidad en el sector de la salud. Otra barrera importante es la protección de la privacidad y confidencialidad de los datos de los pacientes, por ejemplo un simple sistema de almacenamiento de datos en la nube plantea innumerables cuestiones en el tratamiento de la información de los usuarios.

Esta situación se aplica tanto desde la perspectiva de la comunicación entre las entidades prestadoras de servicios y distribuidoras de productos (B2B), como desde la que contempla la comunicación con los usuarios (B2C).

La nueva realidad digital de la salud

Los hospitales públicos y privados, las clínicas, los laboratorios y las consultas se enfrentan a muchas particularidades. Pero también tienen en común que están inmersos en una nueva realidad en la que lo digital tiene un papel importantísimo. La realidad es que, actualmente, tanto los profesionales de la salud como los usuarios pasan gran parte de su tiempo “online”.

Han surgido nuevos desafíos:

1) Los usuarios investigan los productos y servicios cada vez más. Buscar testimonios sobre los médicos o las instituciones en las redes sociales y en los foros, es una práctica generalizada, antes de decidir a dónde acudir.

2) Los usuarios actuales esperan poder concertar una cita a través del móvil o saber cómo se llega a las instalaciones gracias a su GPS. La tecnología sirve para hacerles la vida más fácil a las personas y eso es precisamente lo que se necesita cuando se está preocupado por asuntos de salud.

3) Los pacientes cada vez están más informados y ya no aceptan a ciegas las recomendaciones de los médicos y los enfermeros. Tratan de encontrar las soluciones óptimas para sus problemas y analizan todas las opciones.

4) Los nuevos profesionales de la salud ya son nativos digitales y utilizan sus smartphones y tablets diariamente. Saber aprovecharse y potenciar esta realidad en la práctica clínica añadirá un valor incalculable a tu institución.

Razones para que el sector de la salud se involucre con una estrategia de marketing online

Hoy en día, tener una presencia online ya no es una opción, sino una necesidad. Y lo es para todas las instituciones de la salud que quieran ser competitivas prestando un servicio de excelencia a sus usuarios.

A continuación te doy las 3 razones principales por las que una empresa del sector de la salud debe comenzar con una estrategia de marketing online:

#1 – Web optimizada
En el mundo ya hay más dispositivos móviles que personas. Y el crecimiento no va a hacer sino aumentar. Los usuarios buscan todo tipo de información, para resolver sus problemas, a través de sus móviles. Es imprescindible tener un sitio optimizado para dispositivos móviles, que se adapte a todos los tipos, sea cómodo de usar y ofrezca una buena experiencia de navegación. Toda estrategia de marketing online pasa por una web totalmente optimizada.

#2 – SEO para que te encuentren
Siempre que alguien busque información en Google sobre un determinado servicio de salud, tu web debe ser la primera en aparecer. Una estrategia de SEO (Search Engine Optimization) permite aumentar la autoridad y posición de una web en el ranking de los motores de búsqueda y reforzar así la presencia online de la empresa. Un mayor tráfico en la web permitirá aumentar el número de usuarios de los servicios ofrecidos.

#3 – Marketing de contenido
Una estrategia de Marketing de Contenidos diversa y de calidad es esencial para conseguir tus objetivos. Dadas las limitaciones de la publicidad, esta es una forma excelente para integrar todas las iniciativas en una única estrategia de Inbound Marketing. Para ello, es necesario saber comunicar el contenido con rigor científico y que este sea informativo para el consumidor. Además, los contenidos de alta calidad generan confianza y prestigio. Esta estrategia te ayudará a interactuar con los usuarios, conseguir nuevos usuarios y mejorar tu posición en los motores de búsqueda.

CONCLUSIÓN:

Históricamente, el sector de la salud ha presentado ciertas resistencias a la hora de implementar una estrategia global de marketing online. Pero, actualmente muchas entidades que no quieren ser superadas por la competencia, están dando pasos importantes para hacerlo y tratan de posicionarse como la mejor opción, creando lazos de confianza con los usuarios y alimentando su prestigio digital.